domingo. 14.04.2024

McLaren anuncia el 620R, el primer automóvil de su clase en ofrecer credenciales en un paquete totalmente legal para la carretera. El coupé de edición limitada, con solo 350 unidades, evoluciona la especificación de competición del McLaren 570S GT4 para ofrecer una experiencia de vehículo de carreras en pista o carretera.
El McLaren 620R es una propuesta única, se parece a un automóvil de carreras, se maneja como un automóvil de carreras, funciona como un automóvil de carreras y se siente como un automóvil de carreras. El resultado general es una transición perfecta de las carreras a la carretera, y viceversa. Exclusivo y extremo en igual medida, el McLaren 620R conserva el ADN de un vehículo de pista totalmente homologado, pero está libre de las restricciones que aplican las regulaciones de carrera.
Un alto nivel de coincidencia con el vehículo de carreras 570S GT4 ha sido parte integral del desarrollo del 620R desde el principio. Tienen el mismo chasis de fibra de carbono de una sola pieza que proporciona las bases para la resistencia y el peso liviano del automóvil, que es de 1.282 kg. Estas características se han mejorado en el 620R mediante la inclusión de elementos aerodinámicos ajustables del GT4, componentes de suspensión derivados de la carrera y recalibración del tren motriz para aumentar la potencia y el rendimiento.
El 620R tiene el mismo motor V8 de doble turbocompresor M838TE de 3.8 litros utilizado en el automóvil GT4, pero con una diferencia significativa en la potencia de salida. Estar libre de las regulaciones de carreras ha permitido reconfigurar la ECU del motor y la gestión del turbocompresor para alcanzar los 610 CV, lo que lo convierte en el automóvil de la serie Sports más potente hasta la fecha. De 0-100 km/h se alcanza en 2,9” y de 0-200 km/h en 8,1”. La velocidad máxima es de 322 km/h.
La instalación de los amortiguadores automáticos de dos vías ajustables manualmente GT4, cuentan con 32 clics de ajuste para permitir que un conductor adapte las tasas de compresión y rebote para adaptarse a su estilo de conducción y las condiciones de la pista. Los amortiguadores también ayudan a bajar de peso en general, siendo más de 6 kg más livianos que las unidades regulares de la serie Sports.

La suspensión que cuenta con brazos y montantes ligeros de aluminio y barras estabilizadoras y resortes más rígidos que los montados en un modelo regular de la serie Sports, se mejora aún más al cambiar los soportes superiores de goma por alternativas de acero inoxidable sólido para proporcionar mejoras notables en el control de la dirección y la retroalimentación.
El nuevo 620R incorpora discos de cerámica de carbono (390 mm delante, 380 mm detrás) y pinzas de freno de aluminio forjado, con una respuesta mejorada del pedal, modularidad y resistencia sin desvanecerse incluso después de repetidas vueltas del circuito de conducción dura.
Como era de esperar, el rendimiento de frenado también es extremadamente impresionante en la carretera, donde el 620R funciona de serie con los neumáticos Pirelli P Zero Trofeo R.


Esta es la primera vez que un automóvil legal en carretera con ruedas delanteras de 19 pulgadas y ruedas traseras de 20 pulgadas ha sido diseñado para poder funcionar con neumáticos lisos sin la necesidad de ajustes mecánicos adicionales. Esto significa que si las condiciones climáticas lo permiten, los propietarios pueden, al llegar a un circuito, montar un segundo juego de ruedas o cambiar neumáticos y salir directamente a la pista sin más demora.
El alerón trasero de fibra de carbono ajustable es el mismo componente que el 570S GT4. Elevado 32cm en el flujo de aire más limpio sobre el vehículo para aumentar la carga aerodinámica mientras se minimiza el arrastre, el ala es legal en la carretera gracias a su tercera luz de freno recién incorporada. Los clientes recibirán sus vehículos con el alerón ajustado al menos agresivo de sus tres ángulos disponibles, optimizando el equilibrio delantero/trasero para la conducción en carretera.
El conductor y el pasajero están asegurados en asientos de carreras de fibra de carbono súper ligeros mediante arneses de carrera de seis puntos, equipados de serie. Los elementos estructurales de fibra de carbono, como las paletas de cambios extendidas, los radios del volante y la consola central, mejoran la sensación de estar en la cabina de un vehículo de carreras.
Un sistema McLaren Track Telemetry (MTT) es estándar y se muestra en una pantalla táctil de 7” montada en el centro. Si los compradores especifican el paquete de actualización opcional MSO Roof Scoop, el sistema MTT puede actualizarse para incluir el sistema de tres cámaras que también está disponible como una opción independiente.

Cada 620R presenta una placa de dedicación en la consola central con identificación numérica. Al igual que con todos los vehículos de carretera McLaren, cada 620R se puede configurar para ser distintivamente individual.
La producción de 620R se limitará a solo 350 pedidos, todos hechos a mano en el Centro de Producción McLaren en Woking, Surrey. La producción comenzará en enero, y cada automóvil tendrá un costo de 250.000 libras, incluyendo impuestos (Reino Unido). Para los compradores que lo hagan en Europa y EE. UU., el precio incluye un día de la pista Pure McLaren, con matrícula para un curso de conducción experta en un circuito de carreras.

McLaren 620R, el nuevo coche de carreras para la calle