viernes. 21.06.2024
oriol gómez_Reino de León

Oriol Gómez y Andrés Blanco afrontan esta semana su segundo rallye de la temporada dentro de la Copa de España de Rallyes de Tierra: el Reino de León. Oriol regresa así a la tierra que le vio lograr su primera victoria con un modelo Rally2, y este año espera volver a estar en lo más alto con la marca Ford.
El Rallye Tierras Altas de Lorca supuso el punto de partida a su nueva andadura de la mano de Past-Racing y Ford España. Una prueba que más que un rallye fue un test, ya que el equipo no estaba al completo y la falta de algunas piezas no le permitieron exprimir al máximo el Fiesta Rally2. Pero en León ya tendrá la unidad con la que competirá el resto del año, y tendrán la posibilidad de tocar ajustes que en Lorca fueron imposibles.
Además de la presión de ser un rallye que ya ha ganado, Oriol tendrá un punto extra ya que será el único representante de la marca ante la baja de Daniel Alonso y Gil Membrado. Una situación dada por los incidentes en el Rallye de Portugal, que incluso han obligado al equipo a hacer un esfuerzo añadido para tener listo el Ford Fiesta Rally2 de Oriol Gómez a tiempo.
Para encarar el rallye con buen pie, Oriol y Andrés han participado esta mañana en los test organizados por ATK Motorsport en la localidad de Cuadros. Pruebas en las que han trabajado en el set-up del coche para los tramos leoneses, que en las pasadas ediciones no se lo han puesto nada fácil a la mecánica.
Durante la jornada del viernes arrancará la acción del rallye con el shakedown en Sariegos, donde se concentrará buena parte de la actividad del rallye. Y completarán el día con la ya clásica ceremonia de salida en San Marcos (León). Para el sábado, dos tramos a doble pasada les esperan durante la matinal, mientras que por la tarde se disputará un tramo en el páramo leonés a doble pasada y una especial de asfalto en las calles de León. 
Oriol Gómez, piloto Past-Racing: “¡Qué ganas tenía de volver al backet! Lorca fue una prueba un poco rara porque nos faltaba material y no pudimos rodar cómodos, pero aquí debería de cambiar la situación. Tenemos el coche nuevo y el equipo tiene todo lo necesario para que podamos correr. Una lástima que Daniel y Gil no puedan estar aquí con nosotros.
Hoy hemos podido rodar y trabajar de verdad en el set-up del coche. Sabemos que León es un terreno muy complicado, el primer año corrimos sobre nieve y al año siguiente el polvo fue un infierno. Este año el terreno está húmedo y parece que las piedras podrían ser el mayor problema, así que tendremos que estar atento. Las sensaciones en los test han sido buenas, pero claro son test. Mañana pasaremos por los tramos y veremos que nos encontramos. Tenemos que hacer unas buenas notas y el sábado dar lo mejor de nosotros. Y, ojalá, poder volver a lo más alto del podio".

Oriol Gómez buscará la victoria en el Reino de León